Una familia que ha crecido al lado del camino, siempre la carretera presente. Anquetil, Bahamontes o Merckx han pasado al lado de nuestra casa, y los hemos animado con ganas.
Esa pasión entró en nuestra casa, y esa pasión se llevó a uno de casa.

Admirando la bicicleta aprendimos a amar la carretera, a sentir el placer de llegar sobre ruedas a cualquier parte. Después llegaron Miguel Mari Lasa, Txomin Perurena o Abraham Olano. Más tarde, Haimar Zubeldia llevó nuestro pueblo a las cimas del Tour de Francia.

La bicicleta siempre ha sido el motor de la familia Aizpurua, por eso hoy, el día de la bicicleta, ¡Felicidades a todos los ciclistas!